Investigan fallos en llamada al 911 de hispano que requería ayuda

Autoridades del centro de Florida investigan si un operador del 911 violó procedimientos al tener dificultad para entender a un hispano que sólo hablaba español y no pasar a otro operador que sí entendiese y pudiese enviar ayuda.

Autoridades del centro de Florida investigan si un operador del 911 violó procedimientos al tener dificultad para entender a un hispano que sólo hablaba español y no pedir ayuda.

Autoridades del centro de Florida investigan si un operador del 911 violó procedimientos al tener dificultad para entender a un hispano que sólo hablaba español y no pedir ayuda.

Foto: EFE/Archivo
PUBLICADO: EST Apr 27, 2012 9:28 pm EST
Orlando, Florida (EFE).- Autoridades del centro de Florida investigan si un operador del 911 violó procedimientos al tener dificultad para entender a un hispano que sólo hablaba español y no pasar a otro operador que sí entendiese y pudiese enviar ayuda. Una copia de la grabación de la llamada, de unos siete minutos y medios que obtuvo Efe en la Oficina del Alguacil del condado Orange, recoge la dificultad del operador en entender al hispano quien trata en español y en inglés entrecortado, de pedir ayuda. "Un ambulancia, necesito una ambulancia, pum pum, yes, yes, please wait", dice la voz, tratando de imitar el sonido de los tiros y a gritos pide una ambulancia para una mujer que acaba de recibir un disparo en el pecho durante un asalto a su camión de comidas. La madrugada del pasado 23 de abril, la dominicana Mireya María Alvarado, de 65 años, resultó herida en el pecho cuando dos individuos, no identificados, irrumpieron en su camión de comida "Arepera Solita", al este de Orlando. Al final de los siete minutos y 32 segundos que dura la llamada, se escuchan sirenas. Alvarado fue trasladada al hospital de la región donde poco después falleció, según los alguaciles del condado de Orange. "Esto es el 911, ¿necesita a la policía o una ambulancia?" responde con calma la operadora. "¿Usted necesita a la policía?", insiste. "¿Hay alguien que sepa inglés?", añade a lo cual el hispano responde "Yes, yes", para luego decirle que se espere, que buscará al alguien que pueda ayudarlo con el inglés y ella responde "pero tú estás hablando inglés". Luego de un silencio, un vecino del negocio explica a la operadora el asalto y la urgencia médica. De acuerdo con el procedimiento de la línea de emergencias en Orange, los operadores que reciben una llamada en un idioma que no entienden, como por ejemplo, el español, deben pasar la misma a otro que sí pueda romper la barrera del idioma, o en su defecto, conectarla con un servicio de intérpretes que tienen disponible. "Todos nuestros empleados están entrenados para seguir este procedimiento", dijo a Efe Ginette Rodríguez, portavoz de la Oficina del Alguacil del condado Orange. "Estamos evaluando las circunstancias en este incidente y si serán necesarias (hacer) modificaciones a nuestro procedimiento, tomaremos la acción apropiada", añadió Rodríguez. El caso aún no se ha resuelto, mientras la familia de Alvarado, quien ayudaba en el negocio a su esposo, el venezolano Rolando Carrasquel, y que el día de la tragedia se recuperaba en casa de una operación de un riñón, se prepara a trasladar su cuerpo a la República Dominicana, donde realizarán los funerales. En Orange, Rodríguez dijo que aunque no tienen ninguna pista, los investigadores continúan trabajando en el caso que preocupa a otros empleados y propietarios de negocios ambulantes de comida en Orlando, un popular método de ganarse la vida que habían encontrado muchas familias hispanas en la zona.
Agrega un comentario

MÁS NOTAS