La lección del Río Hudson

PUBLICADO: EST Feb 21, 2013 10:00 pm EST

Imagínate que vas tranquilamente en un avión y de repente escuchas un estruendoso ruido. Te alarmas y tu corazón se acelera hasta que la asistente de vuelo te dice que no te preocupes porque deben ser unos pájaros succionados por el motor.

Te tranquilizas, pero a los pocos segundos te sorprendes cuando los motores se apagan, un silencio profundo invade la nave y solamente se escuchan las palabras del capitán: "Prepárense para el impacto".

Este relato parece ser sacado del guión de una película, pero le sucedió al puertorriqueño Ric Elias y a otros 155 ocupantes del vuelo 1549 de United Airlines, cuando viajaba de New York a North Carolina en un avión que tuvo que acuatizar de emergencia en el Río Hudson, en la Gran Manzana.

Han pasado cuatro años de este accidente conocido como "El milagro del Río Hudson"; sin embargo en los últimos meses es que Ric Elias ha contado su historia en seminarios de motivación. Escuchar su testimonio me inspiró a compartir contigo la enseñanza que le dejó este accidente.

"¿Por qué desperdicié tanta energía en discusiones sin importancia con la gente que más amaba?", pensó Ric mientras el avión perdía altura. Desde entonces, este puertorriqueño vive con estas tres filosofías de vida:

1. No pospongas nada en la vida. Si tienes una buena botella de vino ábrela hoy y no esperes a una ocasión especial.

2. No pierdas tiempo rodeándote de energía negativa. Aléjate de personas y situaciones que no aportan nada positivo a tu vida.

3. Cumple lo que más desees. En el caso de Ric Elias es ser el mejor padre y ver a sus hijos crecer.

Te invito a reflexionar hoy…

Imagina que estás en un avión que está a punto de estrellarse, ¿cuáles serían las tres cosas que cambiarías si sobrevivieras?

La buena noticia es que no tienes que encarar la muerte para cambiar y valorar lo que realmente es importante para ti.

Agrega un comentario

MÁS NOTAS